Cerveceras danesas

  • Mikkeller

    En 2006 en Copenhague dos amantes de la cerveza danesa crearon algo diferente a lo visto hasta ahora. Siempre los cerveceros habían hecho sus cervezas y las habían vendido, pero, porque no crear las recetas y que sean otros quienes las fabriquen y comercialicen con tu nombre.

    Eso es Mikkeller, la unión de Mikkel Borg Bjergso y Kristian Klarup Keller. Es lo que se llama una cervecería fantasma o gitana, es decir, una cervecería que no se crea en ninguna fábrica oficial sino que colabora con diversos fabricantes para producir cervezas de temporada y experimentales. Mikkeller es el desafío de encontrar nuevos sabores a cada nueva obra. Es el no tener miedo a jugar, equivocarte y a romper las reglas. Esa es la diferencia que tienen Mikkeller con el resto de los cerveceros y esa es la que le ha dotado de gran éxito.

    Atrás quedan las catas a ciegas con las que empezaron a crear sus primeras cervezas para amigos y para bares locales. Hoy en día Mikkeller se vende en más de 40 países en todo el mundo, más de 8500 hectolitros de cerveza repartidos por las diferentes compañías que fabrican recetas diseñadas en el centro de Mikkeller en Copenhague.